Mood Changers Poppy Parker, con clásicos ochenteros

Estos días ando limpiando (ay, que me da la risa), dejémoslo en organizando armarios y ordenando muñecas. Está siendo una oportunidad estupenda de reencontrarme con cosas que tenía casi olvidadas y de revivir experiencias, como ésa tan especial que se tiene al abrir la caja de una muñeca por primera vez. Entre estos reencuentros está esta Poppy, mi versión retocada de Mood Changers Lila, que estrena peinado para la ocasión. Pero sin duda, el gran hallazgo del fondo del armario de hoy ha sido su vestido, el Fashion Fantasy #5544, que compré hace una jartá de años en ebay…cuando por dos duros conseguías huge lots de clothes usadas, en un estado más que aceptable.

La verdad es que ni recuerdo en qué lote o con qué muñeca vino, y eso que lo tengo repe (vamos, que al menos de uno podía acordarme). La razón es que tuve una fase, hoy completamente superada, de dedicarme a las Superstar a saco. Me saturé pronto y luego regalé una gran parte, pero antes pude colmar muchos anhelos de infancia (aclaración innecesaria: quitarse espinitas es peligrosísimo cuando eres coleccionista)…y claro, de esa época conservé mucha ropa que, como hoy, cada cierto tiempo me gusta reutilizar, y como la cosa va de los 80’s, de paso la he recargado bien de joyas:

Ooak Mood Changers Lilac.

Y ya entregada al lila, otro modelazo ochentero, esta vez el Fashion Fun #7909, de 1984, un pelico más cutre que el anterior, pero igualmente resultón:

Ooak Mood Changers Lilac.

Antes de que preguntéis: tocador y biombo son de Marcia Harrys; la silla es una de las Panton Chairs de Vitra; el maletín plateado, que creo que es una pitillera, lo compré en una tienda de maletas muy siniestra de Ámsterdam, y el pequeño negro es de Poppy Parker Bonjour Mademoiselle. Las joyas son un popurrí de originales de Integrity Toys y “hechas” por mi. En el tocador, hay complementos de Barbie y Re-Ment y por último, la estola de piel sintética es del conjunto de Silkstone Lunch at the Club. Y como creo que no olvido nada, os digo hasta aquí por hoy…pasad lo que queda de puente estupendamente. Yo seguiré dignificándome con el trabajo 😉

Anuncios

Ooak Barbie Fashionista #59 Tropi-Cutie Original

La Barbie de hoy es otro ejemplo de cómo las nuevas Fashionistas, una vez superada su cutrez original, pueden alegrarnos mucho la vida. Y es que después de completar la BonBon Collection de Poppy, que dejó a bailar mi bolsillo, que una muñeca de 10 euros me haga tan feliz se merece celebrarlo.

Ooak Barbie Fashionista #59 Tropi-Cutie Original
Camiseta y bolso de Moschino Barbie y falda de Euphoria Dolls

Pero vayamos por partes, empezando la historia por el principio, como debe ser. Hace unos meses, cuando publicaron las primeras  fotos de las nuevas fashionistas, automáticamente me quedé loca con el pelazo de la nueva Tropi Cutie:

Barbie Fashionista #59 Tropi-Cutie Original
Fotos oficiales de Mattel

Me la traje pronto para casa, y sí, esta vez el prototipo se parecía al modelo final, con únicamente alguna pega en cuanto volumen de pelo y peinado, con la que ya se cuenta siempre. Aún así me llevé un pequeño chasco debido, primero, a un defectillo de fabricación en el mentón, una especie de puntito negro causado por un filamento de plástico que se les había colado, que iba acompañado de un vinilo más brillante en su entorno (ojo, fijaos bien, porque el otro día vi en tienda una Farmer con el mismo defecto); y segundo, y más importante, que su tono no coincidía (ni coincide) con ninguno de los cuerpos articulados que tengo. Si a estos problemillas le añadimos que la compré por la misma época de la Compositora, que copó toda mi atención entonces, y que luego vinieron unas vacaciones cargadas de ajetreada vida social, la verdad es que ya podéis entender porqué me olvidé completamente de ella. Así que las pocas fotos que tengo del “antes del cambio”, de bastante mala calidad por cierto, son precisamente de cuando preparaba comparativas para la entrada dedicada a la Compositora; aún así, en esta foto podéis ver los defectillos que traía, como ceja mal pintada o ese punto claro que quedó debajo del labio, después de extraer el filamentillo negro, que parecía una espinilla, palabra. El brillo no se notaba en foto, buena señal para el futuro:

Barbie Fashionista #59 Tropi-Cutie Original
Sí, la boca es un dolor.

Total que, el otro día, después de una dura jornada tras la reincorporación al curro, mientras veía la tele para desconectar, se me ocurrió ponerme con ella para entretenerme un rato. Como no tenía yo demasiadas esperanzas con el resultado, no hice fotos del proceso…y he de decir que craso error, porque con un par de retoques sencillos el resultado es espectacular, y me hubiese quedado un tutorial estupendo. Aún así, los pasos (teniendo presente el tutorial de las pecas del otro día, para no repetirme) son los que tenéis a continuación:

Ooak Barbie Fashionista #59 Tropi-Cutie Original

  • Borrar: no hace falta borrarlo todo. Sólo con borrar la boca, la muñeca ya gana una barbaridad. Aún así, si os sentís valientes, id a por las cejas y con la técnica del palillo que os expliqué el otro día, podéis también rebajar pestañas en los puntos que queden demasiado exageradas (esto ya es lo más opcional).
  • Repintar/pintar: pintad boca nueva y, en su caso los valientes, cejas. Yo no borré los ojos, así que simplemente pinté por encima para oscurecer el iris y dar así más profundidad a su mirada, aprovechando con el mismo objetivo para repasar el negro de la pupila y de las pestañas.
    Luego le di colorete con pasteles, un tono entre granate y teja oscuro, con el que disimulé las partes brillantes.
    Y el toque final, aclaré la línea del párpado móvil, tanto superior como inferior desde la pupila, aplicando un tono rosado mezclado con tierra.
  • Sellar: Con MSC y mucho cuidadín.

A estas alturas, cuando ya estaba emocionada con el resultado, me di de bruces con el tema del cuerpo, hice varios cambios (MTM; pivotals varios…), hasta encontrar el más parecido. No es exacto, pero cuela bastante el de la Look Night Out, solución provisional que le he dado, porque sigue sin convencerme lo limitado de sus articulaciones. Y a disfrutar de muñeca nueva!

Ooak Barbie Fashionista #59 Tropi-Cutie Original

En este diorama podéis encontrar:

Repito, me encanta su pelo, es una gozada en foto y en mano, pero lo mejor de esta muñeca es el rollo modernolo que incorpora a mi colección. En mi mentalidad cuadriculada, quitando algunas afortunadas de estilo transversal, casi siempre ubico a las muñecas en un estilo y me cuesta barro moverlas de él y ya empezaba a echar en falta una muñeca con imagen tan fresca como la de ésta…y si no, mirad:

Ooak Barbie Fashionista #59 Tropi-Cutie Original

Ella viste:

Diorama:

Y hasta aquí por hoy, me voy a disfrutar del sábado 😉

Ooak Barbie Fashionista #59 Tropi-Cutie Original
Creo que igual las puntas sí tengo que repasárselas…

 

Poetry in Motion Poppy Parker

Música para ambientar la lectura…

Allá por los albores de la Era Poppy, los de Integrity Toys sacaron a la venta cuatro conjuntos de ropa a pelo, es decir, sueltos sin muñeca. Pero lejos de usar muñecas conocidas en las fotos promocionales, cada uno de ellos fue presentado por una muñeca especial, que para el gran pesar de los coleccionistas, jamás han salido a la venta.

Poppy fashions.
(1) Three Hour Tour. (2)  Poetry In Motion. (3)  A Night to Remember. (4) Sealed with a Kiss.

De todas ellas, siempre he tenido fijación por la morena que vestía el modelo Poetry in Motion, esperando con más o menos ansia, que los de IT por fin se decidieran a distribuirla. Y lo cierto es que el tiempo me dejó con las ganas, pero no sin alternativas, ya que las tricéfalas del año pasado me pusieron en bandeja la posibilidad de hacerme una yo misma, utilizando para ello la morena, la que con diferencia me gustaba menos del trío:

Basics: Mood Changers (raven head) Poppy Parker

Aclaro que tampoco se trataba de hacer una copia tal cual, primero, porque mi miopía me lo ponía difícil con las fotos oficiales no demasiado nítidas (y sí, fue acabar el retoque y encontrar un montón de fotos buenas como la del link de antes). Segundo, porque ya que se hace una versión propia se modifican cosas a nuestro gusto, como unos labios más discretos o cejas a juego con el pelo, que además como son las de la muñeca base, mejor que mejor. Tercero, que no borré por completo la original, así que pinté según sus pautas readaptándola a lo que yo quería pero sin perder su esencia…y ya por último y no menos importante, porque aún tengo la esperanza de conseguir la Poppy Holiday In The Hamptons, que sí tiene unos ojos exactos a los de la Poetry in Motion, con lo que con ésta me lancé con un tono mucho más azul, que también le iba mejor con su tono de piel.

Ooak Poppy Parker
Close up intenso

Por cierto, el conjunto para la ocasión me lo ha prestado Vanelg1, quien de hecho tiene la colección entera, motivo por el que la envidio profundamente. Nos hemos colado y se nos olvidaron las medias originales, pero otra vez será…

Poetry in Motion

Y como suele pasar con IT, la inspiración está bastante clara, lo que podréis comprobar en la cuenta de Nata-Leto, en flickr. Adoro esa cuenta, ¿lo he dicho ya?

Hippie Dippy Poppy Parker

El pasado año la colección de Poppy llamada The Model Scene estuvo, por decirlo de una forma suave, llena de despropósitos…una mezcla entre combinaciones de ropa imposibles y maquillajes extremos que a los coleccionistas tradicionales (admito como sinónimo en este caso “clásicos y poco arriesgados”) nos dejaron bastante a cuadros, preguntándonos, cual Saritísima, pero qué invento es esto. La prueba es que aún hoy, un año después, todavía quedan unidades a la venta en muchos dealers autorizados, algo que con esta muñeca no pasa nunca. Con todo, como el vicio es fuerte, salvamos lo que pudimos, confiando en que una simple pasada de peine o cambio de ropa servían para hacer maravillas, y ejemplo de ello son la preciosa Go See o la fascinante Out of this World.

Pues bien, otra a la que se le puede sacar un partidazo de forma muy sencilla es Hippie Dippy, aunque ya en su caso necesita algo más que quitarle la ropa (salvo que seas un coleccionista como Edel, o Poupée Chinoise, que sacan oro de cualquier sitio). La tengo desde que salió a la venta, y jamás le he hecho fotos con su ropa de stock, es más, si me apuráis, aún está en su caja sin sacar, así que para quien tenga curiosidad, aquí os pongo la foto oficial de Integrity Toys:

hippie.jpg

En fin, superado el susto, volviendo al tema, la cosa es que tengo estos días una Hippie en casa para experimentos, además de la mía (cuyo destino final podéis ver aquí), así que he aprovechado para hacerle foto comparativa, del antes y el después:

Comparison

He oscurecido su mirada, sustituyendo el azul del iris por marrón, pintando por encima. También le he puesto pecas y cambiado el color de boca, en este caso borrando la original, que era demasiado grande e intensa. Como siempre, me he servido de pasteles y pintura acrílica, y también he fijado el resultado final con Mr. Super Clear. Aún no estoy convencida de su nueva versión y lo que aguantan los trabajos fijados con él, pero por ahora es lo que hay. Y a la hora de valorar el resultado, vistas juntas, la verdad es que no hay color (o sí y mucho, según se mire, jajajaja):

Ooak Hippie Dippy Poppy Parker

La versión retocada resulta mucho más natural, y con ello versátil:

Ooak Hippie Dippy Poppy Parker

Y los filtros de fotografía la verdad es que los soporta muy bien:

OOAK Poppy Parker Hippie Dippy

Ya que en su día no hice análisis de esta muñeca, de la que por cierto sus 700 unidades se vendieron en exclusiva y previo sorteo a miembros del WClub, recordaros que sus características técnicas son las siguientes:

  • Head Sculpt: Poppy Parker™.
  • Body Type: Poppy Parker™.
  • Quick Switch Feature: No.
  • Skin Tone: FR White.
  • Hair Color: Titian.
  • Eyelashes: Sí.

Y para despedirme ya, simplemente indicar que la silla verde se consigue en Tiger por tres eurillos de nada y está estupenda, los libros y las plantas podéis hacerlos siguiendo los tutoriales del blog, la ropa es de Clear-lan y la estantería y la alfombra son de Ikea.

Y ahora me voy a ordenar…que ni os imagináis la que tengo aquí montada…

Barbie Sweet Tea: Segunda fase de tuneo.

Si el otro día ya os enseñaba cómo gana enteros esta muñeca retirándole el pelo de la cara, hoy toca terminar la operación tuneo con el retoque de su maquillaje. La verdad es que tiene tanto potencial, que hace falta muy poco para mejorarla y dejarla así:

Ooak Sweet Tea Barbie

Vale, que sea de lo más fotogénico que ha pasado por mi casa también ayuda bastante con el resultado:

Ooak Barbie Sweet Tea

Así que foto sin filtros (que admito que muchas veces se me va la mano), del antes y el después, para hacer aún más evidentes los cambios: retoque de cejas e iris, y nueva boca, pestañas inferiores y, como no, pecas:


He aprovechado para estirarle la boca, demasiado piñón en origen.

Y para despedir la entrada, foto con filtros, que a fin de cuentas, le sientan fenomenal:

Ooak Sweet Tea

Biombo y silla de Marcia Harrys.
Vestido de The Scissors Madrid.
Cinturón Poppy Parker.
Zapatos y bolso, Barbie.

Lilac Frost, de rosa palo y oro.

The Scissors Madrid & Marcia Harrys

En esta foto, Poppy Parker ooak, una Lilac Frost con retoque (enhacement) de ojos, y:
– Biombo de la Debut Collection de Marcia Harrys;
– Vestido rosa palo con detalle de lazo al hombro de The Scissors Madrid.
– Bolso de Spy A Go Go Poppy Parker.
– Zapatos, Evening in Montreal Victoire Roux.

Ooak Poppy Parker Lilac Frost

Lilac Frost fue la Poppy Parker exclusiva para miembros del WClub del año 2012 y la verdad es que su parecido con el prototipo fue pura coincidencia. Mientras que en preventa se mostraba una maquillaje bastante tenue y apagado, en la versión final lo tuvo realmente intenso, con un contraste de colores muy acentuado.

Lilac Frost. Imágenes promocionales

Sí resultó muy semejante a la Pillow Talk, otra que tampoco resultó muy fiel a las imágenes promocionales. Su tono de pelo es casi idéntico y el diseño del maquillaje es el mismo, variando sólo su tonalidad al igual que la de la piel:

Poppy Parker comparison: Lilac Frost & Pillow Talk

Como el maquillaje era demasiado complicado, le pinté por encima el iris para dejárselo en un tono castaño muy oscuro y también le maticé la sombra de ojos. El toque final fueron ya las pecas, de hecho, ahora que lo pienso, debería dedicar un post a mis pecosas…