Cómo hacer para que a Barbie no se le caigan los anillos…

https://bonequea.com/2016/10/21/como-hacer-para-que-a-barbie-no-se-le-caigan-los-anillos/

Últimamente con tanto consejo, parezco Elena Francis, pero para quien sea como yo, es decir, que no pierde la cabeza porque la tiene pegada, el de hoy le va a resultar muy útil. Así, si el otro día os comentaba lo estupendos que son los pendientes de Parfois para las muñecas, cual cerdo del que se aprovechan hasta los andares, hoy es turno de los tubitos con los que se aguanta su cierre por detrás:

https://bonequea.com/2016/10/21/como-hacer-para-que-a-barbie-no-se-le-caigan-los-anillos/
Sí, sólo 3,99 euros…alucinante!

Hace tiempo vi que mi amiga Satu utilizaba una goma para aguantar los anillos, pero no había encontrado una tan pequeña como para que se limitara a rodear el dedo. Pues bien, ese pequeño canutillo, cortado a la mitad, se adapta perfectamente al contorno del dedo, y colocado a continuación del anillo resulta perfecto para asegurarlo y que no se caiga:

https://bonequea.com/2016/10/21/como-hacer-para-que-a-barbie-no-se-le-caigan-los-anillos/

Ya se ha escondido prácticamente el sol, así que las fotos andan escasillas de luz (de ahí que no sean especialmente buenas), pero creo que el proceso no deja mucha duda. Lo he probado también en Fashion Royalty, pero con un dedo un pelín más grande y anguloso, la goma se partió una de cada tres veces; con todo, no se caía y se mantenía aguantando el anillo. Aún no sé su duración a la larga, pero por ahora creo que es un buen comienzo, 😉

Consejos para las fotos rápidas de muñecas en exterior

Menudo título más largo me ha quedado, pero creo que con él se entiende bastante el objetivo de esta entrada, y es que una cosa es la foto bien montada con diorama, en la que se repasa cada pelo de nuestra muñeca para que quede perfecto y otra muy distinta, al menos en mi caso, la foto rápida en la calle de la muñeca que llevo en el bolso, apelotonada entre cartera, móvil, funda de gafas, paquetes de pañuelos, llaves, barra de labios…y en general todo lo que quepa dentro sin que llegue a provocarme desviación de columna por cargar con él. En fin, hace año y pico os había enseñado cómo las llevaba en el bolso cuando iba de paseo por el pueblo:

https://bonequea.com/2015/03/29/de-paseo-por-el-pueblo/

Recapitulando: gorro para que no se despeine, caja para complementos delicados…Pues bien, los tips o consejos que os voy a comentar hoy son realmente una gran obviedad, pero por si los habéis pasado por alto, al menos alguno de ellos, no está de más recordarlos:

Comenzando por el imperdible, son dos los usos principales a los que los destino los podéis ver en las fotos que siguen: aguantar el bolso sin que caiga del hombro y conseguir que no se le abran los pantalones con el meneo.

https://bonequea.com/2016/10/16/consejos-para-las-fotos-rapidas-de-munecas-en-exterior/

Depende del tipo de chaqueta, evidentemente, pero siempre que sea posible, le engancho el bolso; así no es necesario colocárselo cada vez que se saca la foto, ni estar pendiente de que no caiga y se pierda, costumbre que sorprendió a mis colegas en la convención y me animó a hacer esta entrada ;). Así que Leticia, gracias por la idea, este post te lo dedico.

https://bonequea.com/2016/10/16/consejos-para-las-fotos-rapidas-de-munecas-en-exterior/

El segundo uso es un poco más prosaico…y es que por muy bien hechos que estén unos pantalones, a la mínima que se zarandee un poco la muñeca, se abren y se caen, y ya con las MTM, más anchas, el problema se complica. Así que un imperdible en el punto justo, y a vivir.

Los alfileres los uso mucho en fotos de interior, sobre todo para adaptar tallas de ropa, porque en estas dimensiones medio centímetro puede resultar una inmensidad:

https://bonequea.com/2016/10/16/consejos-para-las-fotos-rapidas-de-munecas-en-exterior/
Por delante perfecto, es cosa simplemente de evitar fotos de perfil.

Y desde luego, pueden servir también para reforzar cierres, aunque a diferencia del imperdible de la cintura, con el alfiler se tiene menos libertad de movimientos. Y os podéis pinchar y dejar todo hecho un asco:

https://bonequea.com/2016/10/16/consejos-para-las-fotos-rapidas-de-munecas-en-exterior/
He dejado las cabezas a la vista para que se aprecie mejor.

Pero son realmente útiles en el tema detalles, como fijar solapas, cierres, esas cosas que se mueven cada vez que la sacamos de la bolsa:

https://bonequea.com/2016/10/16/consejos-para-las-fotos-rapidas-de-munecas-en-exterior/
También cabeza a la vista. Bien metido ni se ve ni se intuye.

Así como diademas:

https://bonequea.com/2016/10/16/consejos-para-las-fotos-rapidas-de-munecas-en-exterior/
Pobre, ésta está ya como un colador…

En cuanto a la gomita, la incluyo por ser exhaustiva, pero sus usos, además de para el pelo, son más que evidentes; así sujetar el calzado y objetos aprehensibles con la mano, como bolsas o móviles:

https://bonequea.com/2016/10/16/consejos-para-las-fotos-rapidas-de-munecas-en-exterior/
Uyshhh, me olvidé de poner una sujetando la pulsera…pero es que ésa precisamente no la necesita

En fin, que esto es lo que suelo llevar para fotos de calle. Se puede incluir también un palito para apoyarla en fotos de suelo, pero lo cierto es que no lo llevo habitualmente, ya que casi siempre la sujeto con la mano:

Royal Mile, Edinburgh

El “cómo se hace” y el “resultado”. Creo que más claro imposible y hasta tenéis a la ciclista de referencia. En fin, espero que os sirva de ayuda. Me voy a merendar 😉

Operación bikini: frankendolling extremo.

Una de las cosas que menos me gusta de los nuevos cuerpos MTM es su torso más aniñado y con menos formas, con el que Barbie ya no sólo pierde cintura sino también contorno de pecho. Mientras pienso cómo solucionar esto último, por ahora el de la cintura tiene un apaño bastante sencillo y rápido, gracias a las ventajas que tiene estar hecha de plástico 😉

Y es que conseguir que una falda que no cierre ahora lo haga y a una altura un pelín más baja, para mi armario de muñecas no tiene precio:

Tutorial cintura MTM: antes y después
Antes y después

Eso sí, por favor, que las almas sensibles no sigan leyendo, que no me hago responsable…

Hecha esta advertencia, ahí van los pasos. Solo necesitamos un cutter afilado (tampoco mucho, que no hace falta jugarse un dedo) y lija. Confieso que como el ansia me ha podido, ni siquiera he usado una lija demasiado fina, vamos que he recurrido a la que tenía por casa, y aún así el resultado ha quedado estupendo:

Tutorial cintura MTM

Dos consejillos útiles: procurad no dejar demasiado alta la cintura, sino que al tiempo que raspeis, lo hagáis manteniendo la proporción; además tampoco os paséis lijando, no vaya a ser que quede como Karolina Kurkova, sin ombligo:

Tutorial cintura MTM
El tuneado es el que se ve más mate. La diferencia es mínima en pelotillas.

Y hasta aquí por hoy. El próximo día lo intento con sus muslos…